Inicio / Últimas Noticias / Con opositores, empresarios e intelectuales: el plan “antigrieta” que preparó Alberto Fernández

Con opositores, empresarios e intelectuales: el plan “antigrieta” que preparó Alberto Fernández

Alberto Fernández encomendó al jefe de Gabinete Santiago Cafiero armar un equipo para tratar de cerrar la grieta en Argentina (Presidencia)

En estricta reserva y con mucha sorpresa por la convocatoria dirigentes de la oposición, empresarios, referentes del campo o intelectuales no muy amigos el kirchnerismo pasaron en los últimos días por las oficinas de la Jefatura de Gabinete en el primer piso de la Casa Rosada. Al salir de allí exponen muecas de optimismo y expectativa por una sencilla razón: el Gobierno armó un equipo especial para terminar con la grieta en la Argentina y transitar hacia un esquema donde se fijen políticas de Estado.

En principio, la cuestión no parece ser un slogan de campaña electoral. Se trata de una decisión que tomó el presidente Alberto Fernández y que encomendó en el jefe de Gabinete Santiago Cafiero y su equipo para desterrar de una vez en el país las antinomias y divisiones que dejaron en los últimos años los enfrentamientos entre kirchneristas y los anti K.

El encargado de este objetivo es Fernando “Chino” Navarro, el secretario de Relaciones Políticas y Parlamentarias que ya empezó a transitar en el camino del plan antigrieta del gobierno. Junto con Navarro trabaja también la subsecretaría de la Sociedad Civil de la Jefatura de Gabinete y la idea es interactuar con todos los ministerios en el abordaje de cada tema.

“La idea de las convocatorias que estamos haciendo es dejar de lado las diferencias, tratar de ver en qué puntos hay mayor coincidencia y buscar temas para establecer políticas de Estado a futuro”, explicó Chino Navarro a Infobae al hablar del equipo que se encuentra coordinando desde el 10 de diciembre en la Casa Rosada.

Es un lineamiento similar al que planteó Cafiero en la entrevista que brindó a este medio cuando dijo sin vueltas: “en la Argentina hace falta fair play. Jugar bien es tener las cartas sobre la mesa, hablar con sinceridad, tratar de generar acuerdos, pero también dejar en claro que las decisiones políticas en algún momento se tienen que tomar, y esas decisiones políticas, bueno, conforman a algunos y a otros no”.

Chino Navarro saldrá en febrero a recorrer el país para empezar a darle forma federal al plan (Pablo Barrera)
Chino Navarro saldrá en febrero a recorrer el país para empezar a darle forma federal al plan (Pablo Barrera)

El secretario de la Jefatura de Gabinete no quiere dar nombres de quienes ya pasaron por sus oficinas para no herir susceptibilidades. “No queremos que quienes vinieron aquí con buenas intenciones piensen que los estamos usando políticamente”, justifica Navarro para mantener el hermetismo de los nombres y apellidos de famosos que estuvieron en el primer piso de la Casa Rosada.

Se sabe que el secretario de Relaciones Políticas ya estuvo con senadores y diputados de Cambiemos, con referentes de la Mesa de Enlace del campo, empresarios muy relevantes que durante los años del kirchnerismo se enfrentaron a Cristina Kirchner, dirigentes de la Iglesia, de ONG y algunos intelectuales ajenos al núcleo duro del poder.

En las reuniones que el equipo antigrieta encararó hasta ahora con estos actores de la Argentina se planteó la necesidad de abrir un debate sobre temas comunes, pensar cómo se puede salir de la emergencia económica con una mejor distribución de los fondos en el país, qué parámetros se deben usar para romper esa lógica amigo-enemigo y cómo bajar todo ello a la práctica para que no quede en la nada.

“No se trata de armar grandes mesas de café que no llegan a nada sino que habrá un calendario de trabajo y metas concretas”, explicó Navarro.

En lo inmediato, este equipo antigrieta planificó salidas de trabajo por el interior del país. Comenzarán en febrero por el norte argentino. Aún no está definido el lugar pero el esquema de trabajo será uniforme en todos los casos: el equipo de Navarro coordinará con otros ministerios y el gabinete de alguna provincia la convocatoria a referentes del empresariado, los gremios, la sociedad civil o el campo para establecer un diálogo que rompa con las antinomias.

La reunión de Alberto Fernández con Ricardo Alfonsín, Victoria Donda y los socialistas Bonfatti y Lifschitz es una muestra de la antigrieta
La reunión de Alberto Fernández con Ricardo Alfonsín, Victoria Donda y los socialistas Bonfatti y Lifschitz es una muestra de la antigrieta

Otro de los referentes del Gobierno que ya participó de algunas de estas reuniones acotó a Infobae que “muchas veces en las cámaras de TV se plantean debates que una vez que se apagan las luces se evaporan y aparecen las grandes coincidencias. En eso hay que trabajar, en acercar posiciones”, dijo.

En el Gobierno admiten que durante el gobierno de Cristina Kirchner y después de la resolución 125 del campo se amplificó la grieta en la Argentina. Pero también aclaran que el gobierno de Mauricio Macri generó un fuerte marketing para cerrar la grieta aunque en la práctica no hizo nada.

La intención de fondo de toda esta apuesta es que se logren fijar algunas políticas de Estado comunes para encarar una Argentina donde haya coincidencias en temas centrales como el combate a la pobreza, la generación de empleo, la reactivación de la economía y los alineamientos con países vecinos.

Es el mandato que les pidió Alberto Fernández y que está llevan a la práctica en otros ámbitos de la gestión mediante la postura de “los lineamientos de la heterodoxia” en cuanto a medidas económicas o la “tercera posición” en materia de política exterior por ejemplo. Es decir, tomar referencias de distintos sectores, evitar los extremismos y buscar los ejes de coincidencia.

En este esquema se encuadra también la decisión del Gobierno de crear el Consejo Económico y Social donde diferentes actores del empresariado, los gremios y movimientos sociales confluyan en acuerdos sectoriales o políticas económicas determinadas.

El plan antigrieta del Presidente constituye en este caso un doble desafío porque precisamente la ex presidenta y ahora vicepresidenta Cristina Kirchner supo amplificar la grieta en la Argentina.

Seguí leyendo:

Ministros en el supermercado: Alberto Fernández envió a su gabinete a controlar los “precios cuidados”

Chequea también

Nissan cerrará fábricas en Barcelona, elimina 3.000 empleos

MADRID (AP) — La automotriz japonesa Nissan Motor Co. ha decidido cerrar sus plantas de manufactura en la región nororiental de Cataluña, lo que supondría la pérdida de unos 3.000 empleos directos, según indicó el jueves el gobierno español.El Ministerio español de Industria indicó en un comunicado que lamentaba la decisión de la compañía pese a las propuestas de mantener las instalaciones en marcha, e instó a los directivos de la firma a estudiar alternativas.Los sindicatos indicaron que otros 20.000 empleos en la cadena local de suministros de Nissan se verían amenazados si la empresa cerraba su planta de manufactura en Barcelona y las dos instalaciones más pequeñas en localidades cercanas.La compañía con sede en Yokohama, afectada por un escándalo en torno a su antiguo presidente, Carlos Ghosn, tenía previsto presentar el jueves sus cuentas anuales, en las que se esperaban sus primeras pérdidas interanuales en 11 años.La firma está en medio de una profunda reestructuración para centrarse en China, Norteamérica y Japón y dejar el mercado europeo, Rusia, América del Sur y el norte de África a su socia Renault, y el sureste de Asia y Oceanía a Mitsubishi.

Corea del Sur volvió a imponer restricciones sociales para frenar un nuevo brote de coronavirus

Seúl, 28 may (EFE).- Un nuevo brote en un centro de logística a las afueras de Seúl está deparando el peor repunte de contagios desde el pasado 5 de abril en Corea del Sur, que hoy reportó 79 nuevas infecciones.EFE/EPA/KIM CHUL-SOO/Archivo (EFEM0353/)Corea del Sur informó este jueves del mayor aumento de casos de coronavirus en casi dos meses, debido a las infecciones detectadas en un almacén de una compañía de comercio electrónico cerca de Seúl, que hace temer un nuevo brote en el país.El país ha sido considerado un modelo global en la forma de frenar el virus y ha comenzado a aligerar las restricciones, pero ahora se enfrenta a una subida en el número de casos.Corea del Sur anunció 79 nuevos casos el jueves, con lo que el total asciende a 11.344. La mayoría de ellos se han registrado en el área metropolitana de Seúl, densamente poblada. Es la cifra más alta de nuevos contagios desde el 5 de abril.Las autoridades impusieron de nuevo el jueves una serie de restricciones ante un repunte de contagios de covid-19 que podría echar por tierra sus logros en la contención de la epidemia.El país, considerado como uno de los ejemplos en la lucha contra la enfermedad, anunció el jueves su mayor aumento de casos en casi dos meses.Personal médico llega para una guardia en el centro médico de Dongsan, en Daegu, Corea del Sur, el lunes 30 de marzo de 2020. (Park Dong-ju/Yonhap via AP) (Park Dong-ju/)El repunte de enfermos obligó a las autoridades a endurecer las consignas sanitarias, que habían sido suavizadas el 6 de mayo.Museos, parques y galerías de arte volverán a cerrar el viernes durante dos semanas, dijo el ministro de Salud Park Neung-hoo, instando asimismo a las empresas a proponer medidas de flexibilización del trabajo.“Hemos decidido endurecer todas las medidas de cuarentena en la zona metropolitana durante dos semanas”, afirmó.Un total de 69 personas contagiados frecuentaron un almacén de la compañía de comercio electrónico Coupang en Bucheon, al oeste de Seúl, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Corea.Corea del Sur registra la mayor cifra diaria de contagios en casi 2 meses. EFE/EPA/KIM CHUL-SOO/Archivo (EFEM0396/)Alrededor de 4.100 personas que trabajan en el edificio o que acudieron a él recientemente se hallan en autoaislamiento, y más del 80% ya se han sometido a los test, afirmó a la prensa el viceministro de Salud, Kim Gang-lip.Kim ha pedido a los ciudadanos de la región en torno a Seúl, donde viven unos 26 millones de personas (más de la mitad de la población nacional), que eviten toda “reunión no esencial” y que permanezcan en sus casas el mayor tiempo posible.“Creemos que el número de nuevos casos vinculados al almacén seguirá subiendo hoy mientras terminamos las pruebas”, agregó.Las reglas de distanciamiento social se han aligerado en Corea del Sur y las instalaciones como museos e iglesias han reabierto. Algunos deportes profesionales, como el béisbol y el fútbol, comenzaron nuevas temporadas a principios de este mes, aunque a puerta cerrada. Los estudiantes regresaron a las aulas la semana pasada.Trabajadores desinfectan un club nocturno en el barrio de Itaewon, tras el brote de coronavirus (COVID-19), en Seúl, Corea del Sur, el 12 de mayo de 2020. Yonhap/via REUTERS (Yonhap News Agency/)Los 79 positivos identificados el miércoles suponen el peor registro para Corea del Sur desde el pasado 5 de abril, hace 53 días, cuando reportó 81 positivos, la inmensa mayoría ligados al brote en torno a la ciudad de Daegu (sureste), hoy ya controlado.En total, el país asiático, uno de los que mejor ha controlado la pandemia hasta ahora gracias a su sistema de rastreo exhaustivo, testeo masivo y aislamiento de contactos, suma en total 11.344 contagios, de los cuales solo 735 (el 6,5 %) son casos activos.El 91,1 % de los infectados se ha curado ya, mientras que 269 han fallecido, dejando una tasa de letalidad del 2,37 %.El país, que en febrero fue un epicentro de la enfermedad, parece haber controlado la epidemia gracias a un amplio programa de rastreo, test y tratamiento de las personas infectadas.Con información de AFPMÁS SOBRE ESTE TEMA:Corea del Sur registró la mayor cifra diaria de contagios en casi dos meses