Inicio / Últimas Noticias / 10 grandes películas de todos los géneros para descubrir en el Festival de Cine de Mar del Plata

10 grandes películas de todos los géneros para descubrir en el Festival de Cine de Mar del Plata

La 34° edición del gran encuentro cinéfilo argentino se desarrollará desde el 9 hasta el 18 de noviembre

Narciso Ibáñez Menta, Mario Soffici, Arturo García Buhr, Mecha Ortiz y Bárbara Mujica abrirán el 34º Festival Internacional de Cine de Mar del Plata. ¿Cómo es posible? Gracias al cine, el lenguaje que no permite que nadie muera. Los muchachos de antes no usaban arsénico es la película de apertura: aquella comedia negra que retrata la traición y la codicia en los rostros arrugados de actores emblemáticos del cine nacional.

Esta nueva edición, que sucederá desde el 9 hasta el 18 de noviembre, comienza con un homenaje a José A. Martínez Suárez. Director de cine de la “Generación del 60”, docente y orgulloso presidente del Festival durante doce años. Desde 2008 hasta hace tres meses, cuando falleció a sus 93 años. Un hombre que supo estar atento a cada detalle de una función, buscando que los espectadores fieles o casuales salgan de la sala más felices de lo que entraron. “Quisiera que, cuando el público recuerde las buenas películas que vio en su vida, muchas de ellas sean las que se exhibieron en el Festival.”, dijo José. Y así promete ser el 34º Festival: dirigido por Cecilia Barrionuevo, la programación de 2019 ofrece películas muy esperadas (The Irishman, el nuevo film de Martin Scorsese, Jojo Rabbit de Taika Waititi, Jeanne de Bruno Dumont o Family Romance, LLC, de Werner Herzog), competencias muy heterogéneas, retrospectivas, rescates, focos, y hasta una sección de Blaxploitation.

Los muchachos de antes no usaban arsénico
Los muchachos de antes no usaban arsénico

Las entradas, ya disponibles en la web del Festival, tienen un precio accesible de $60 y solo $30 para estudiante y jubilados, y también habrá varias actividades gratuitas como la Maratón de cine que se realizará el último día, el lunes 18 de noviembre. Si bien el Festival Internacional de Cine de Mar del Plata se destaca por sus imponentes pre-estrenos (como sucedió con Roma de Alfonso Cuarón, elegida para cerrar la edición del año pasado) la gracia de un evento tal es descubrir autores u obras escondidas. Sea por recomendación o por accidente, el sentido de experimentar 10 días a puro cine es transformar la mirada. Viajar a otros paisajes, historias y cotidianidades. ¿Pero cómo elegir qué ver entre 300 películas provenientes de 51 países divididas en solo 10 días en 7 cines? A través de esta guía de recomendaciones extrañas. Un tour para hallar 10 films que pueden, tal vez, cambiarles la vida.

State Funeral

State Funeral
State Funeral

¿Quién no quisiera haber asistido al funeral de Joseph Stalin? El director bielorruso Sergei Loznitsa nos invita a presenciar este evento. ¿Cómo es posible? La magia del cine nos hace viajar en el tiempo, hasta el 5 de marzo de 1953, cuando la muerte de Stalin conmocionó a la Unión Soviética. State Funeral reconstruye con una proesa estética y técnica la ceremonia de despedida a partir de imágenes de archivo nunca vistas. Un retrato exhaustivo donde el director realiza toda clase de tomas para llenar de veracidad cada secuencia donde el pueblo desfila sobre un mar de lágrimas.

Lina de Lima

Lina de Lima – teaser (Infobae)

El tercer largometraje de la directora chilena María Paz González es una de las grandes sorpresas de este Festival: una ficción que expone con mucha sensibilidad el drama migratorio a través de números musicales. Una mujer llamada Lina vive hace 10 años en Chile, lejos de su ciudad natal, Lima, y de su amado hijo. En Santiago trabaja de niñera en una casa en plena remodelación. Lina duerme en distintas camas, pero no tiene un hogar. Sus emociones se dividen entre Perú y Chile, entre la niña que cuida y su hijo, quien en estos años aprendió a vivir sin su madre. Entre ese nudo de dudas que habita su garganta, preguntándose a qué familia y mapa pertenece, la protagonista rescata un hilo para coser un presente incierto donde haya un espacio para su sexualidad. El placer no solo como vía de escape a los problemas, sino como un derecho que es ajeno a las diferencias sociales.

Lemebel

Lemebel
Lemebel

Autor del revolucionario texto que grita “Yo no pongo la otra mejilla/Pongo el culo compañero/Y esa es mi venganza”, el escritor, activista LGBTIQ y artista visual Pedro Lemebel puso patas para arriba al conservadurismo chileno cada vez que pudo a lo largo de sus 62 años de rebeldía. Famoso por crear en los años 80, junto a Francisco Casas, el colectivo de arte homosexual “Las yeguas del apocalipsis”, Lemebel enfrentó la dictadura de Pinochet denunciando con su propio cuerpo. Sin olvidar su intervención en la televisión chilena, cuando, rechazando el término “gay” por considerarlo despectivo para un ciudadano pobre, pronunció una lista infinita de sinónimos creativos. Dirigido por Joanna Reposi Garibaldi, Lemebel es un documental que recorre los acontecimientos personales y la obra autoral de este artista valiente que, a pesar de haber fallecido el 23 de enero de 2015, permanece vivo en cada uno de sus libros y performances que se vuelven aún más vigentes y urgentes en la realidad chilena de hoy.

Space Dogs

Space Dogs – teaser (Infobae)

La historia de Laika, la perra callejera astronauta que carga la leyenda “primera viajera al Cosmos”, es tan conocida que hoy es la imagen de remeras, mochilas y cuadernos. Se ha vuelto un ícono pop al ser la primera tripulante en orbitar la Tierra. ¿pero qué es lo que realmente sabemos del vínculo entre los animales y el espacio? Los directores europeos Elsa Kremser y Levin Peter realizaron este documental erudito que muestra el rígido proceso de entrenamiento del programa soviético para la carrera espacial. Una tarea que no solo involucró perros, también hay gatos, monos y hasta tortugas. Space Dogs es una odisea por los misterios que rodean al espacio, y la obsesión del hombre por conquistarlo.

Planta permanente

Planta permanente
Planta permanente

Luego de la multipremiada película Los dueños, co dirigida con Agustín Toscano, el cineasta tucumano Ezequiel Radusky se para solo frente a la cámara para narrar un relato político sobre las injusticias dentro del territorio laboral estatal. Lila (Liliana Juárez) trabaja en la dirección de obras públicas de la provincia hace 33 años. Limpia los baños, hace brillar los vidrios de las ventanas, barre los pisos. Conoce cada rincón del edificio como si fuera su propio cuerpo. Pero también se preocupa por sus compañeros: junto a su amiga Marcela (Rosario Bléfari) llevan adelante un comedor para los empleados, instalado en un galpón lleno de polvo. El nombramiento de una nueva directora del establecimiento cambiará las reglas y el clima de la rutina laboral. La amenaza de posibles despidos flota en el aire de los pasillos. El director plasma con un ojo detallista cómo se transforma ese espacio y el carácter de los empleados a partir de algunos cambios que perjudican a los trabajadores. Entendiendo que para hablar de dramas sociales nada mejor que construirlo a partir de la comedia.

Lava

Lava – teaser (Infobae)

El dibujante y animador Ayar Blasco, conocido por las películas Mercano el marciano y El sol, crea una distopía alocada donde Buenos Aires es invadida por una plaga de extraños gatos gigantes que se posan sobre los techos. Con la llegada de los felinos también irrumpe el caos y la paranoia en una ciudad que se transforma en una pintura surrealista. Será un grupo de amigos, fanáticos de la serie “Gain of Clones”, quienes deban descubrir cómo salvar a la humanidad de las garras de estos animales que no tardarán en bañar la pantalla de sangre. Lava es una comedia animada repleta de ideas que, con algunos trazos, bosqueja todo un mundo.

Leap of Faith: William Friedkin on The Exorcist

Leap of Faith: William Friedkin on The Exorcist
Leap of Faith: William Friedkin on The Exorcist

¿Quién no quedó traumado de por vida luego de ver a Linda Blair poseída en El exorcista, la película de terror dirigida por William Friedkin en 1973? Programada por Generación VHS, este documental firmado por Alexandre O. Philippe es una oportunidad privilegiada para conocer cómo se hizo uno de los films más espeluznantes de la historia del cine. El mismo Friedkin comparte los secretos de las secuencias más recordadas y explica la complejidad de cada toma. Anécdotas de rodaje, la distancia entre expectativa y realización y cómo se siente ser el autor de una obra que, 46 años después, sigue provocando miedo. Además de este hallazgo de documental, se proyectará una copia de El exorcista con el corte del director (con esas escenas escalofriantes que fueron censuradas)

Those That, at a Distance, Resemble Another

Those That, at a Distance, Resemble Another – teaser (Infobae)

Dirigido por la cineasta británica-argentina Jessica Sarah Rinland, este documental revela cómo es el trabajo minucioso de un restaurador. La película refleja de forma paciente las jornadas laborales de un grupo de preservadores de objetos históricos o provenientes de la naturaleza. La corta o imperceptible distancia que existe entre la pieza original y la anhelada réplica perfecta. Those That, at a Distance, Resemble Another pone el acento en el proceso, como si fuera una receta de cocina. Y Jessica Sarah Rinland logra captar tan de cerca las pequeñas acciones que hacen a la gran obra que uno puede hasta sentir el material pegado en la piel de las manos, el fuerte olor de los solventes o las texturas talladas en las piezas. Una película ideal para ojos curiosos.

Subject to Review

No existe una película semejante a este ensayo fílmico. El director estadounidense Theo Anthony, famoso por realizar Rat Film (2016), se aleja del análisis de desigualdad social que había hecho acerca de las ratas que invaden Baltimore para realizar un nuevo experimento. Esta vez ligado al mundo del tenis. A través de distintas pruebas obsesivas, y partiendo del invento de Muybridge conocido como “El caballo en movimiento”, el director busca demostrar distintas falencias en el sistema de fallos. Preguntándose en el fondo si la discusión entre el jugador y el juez ya no es parte del deporte que nos mantiene en vilo por innumerables horas.

A febre

A fevre – teaser (Infobae)

Con una fotografía pictórica, esta ficción es una postal poética sobre los dos extremos del cuerpo humano: la fortaleza y la debilidad. Un hombre de 45 años, Justino (Regis Myrupu), un nativo perteneciente a Desana, es guardia de seguridad en el puerto. Padre de una hija adulta, Vanessa, una enfermera que más tarde o temprano se mudará a Brasilia para estudiar medicina. La cineasta Maya Da-Rin enfrenta el contraste de las dos vidas del protagonista: su cotidianidad de trabajo forzudo y una salud que pende de un hilo. La directora logra hacer visible todas esas heridas que sangran debajo de la piel cuando la soledad se transforma en epidemia.

*Festival Internacional de Cine de Mar del Plata, desde el 9 hasta el 18 de noviembre. Entrada $60 y solo $30 para estudiante y jubilados. Eventos gratuitos. Más información

SEGUÍ LEYENDO

Rafael Filipelli y por qué era necesaria una publicación como Revista de Cine: “A los intelectuales les gustan películas de mierda”

Viaje al cine animado de Miyazaki y cómo Studio Ghibli obligó a Disney a cambiar de rumbo

Chequea también

Dos argentinos llegaron de China, nadie los controló y decidieron ponerse en cuarentena

Laura y Leonardo Crespo Con casi tres mil muertes y más de 80 mil personas infectadas, el avance del coronavirus tiene en vilo al mundo. Pese a que el Ministerio de Salud informó que los 21 casos en estudio que se registraron en Argentina dieron negativo, continúan los cuestionamientos de algunos pasajeros que ingresan al país y denuncian que en el aeropuerto no se les aplica el protocolo para prevenir la propagación del virus. Es el caso de Leonardo Crespo y su hermana Laura que tras vivir en primera persona el avance del coronavirus en China, regresaron a Argentina y ante la falta de controles, tomaron la decisión de aislarse. La comunidad científica informó que las personas pueden ser portadoras del virus, pese a no tener síntomas específicos como la fiebre, sin embargo, en diálogo con Infobae, Leonardo comentó que al llegar a la Argentina profesionales médicos le respondieron que “si no teníamos síntomas no nos preocupáramos”. Leonardo y Laura, oriundos de Mar del Tuyú, residen en China y tenían previsto regresar a Argentina. Ante la incertidumbre por el avance del virus y debido a que se empezaron a cancelar varios vuelos, decidieron adelantar su vuelta al país. Al llegar al aeropuerto de Beijing el pasado 24 de febrero, lo encontraron “prácticamente vacío”. “La poca gente que había andaba con máscaras”, describió y agregó que el protocolo allí incluía la firma de una declaración jurada, y tres mediciones de la temperatura con termómetros digitales o pasando por un escáner.Desde China, el vuelo de Emirates en el que partieron incluyó varias escalas. La primera en Dubai, donde se repitieron los estrictos controles. Luego pasaron por Brasil, donde pese a que ya se había conocido la existencia de un infectado, “en Río de Janeiro no había demasiado control, solo sacaron la basura del avión”. Aeropuerto de BeijingEl periplo concluyó en Argentina el pasado 25 de febrero: “Salimos del avión, pasamos por migraciones, nos preguntaron de qué vuelo veníamos y seguimos, en Buenos Aires no había nada, ni un anuncio”, declaró Leonardo a quien le llamó la atención no haber sido inspeccionado dados sus reiterados viajes al país asiático: “Mi pasaporte tiene 10 visas de China”. Crespo reconoció que él y su hermana “están bien, no tenemos síntomas, tenemos un riesgo muy bajo”, sin embargo cuestionó el protocolo dispuesto por el Ministerio de Salud: “Solo había un cartel que dice que si pasaste por China y tenes fiebre o tos, llames a un número de teléfono”. Por lo que Leonardo y Laura decidieron controlarse ellos mismos y alquilaron un departamento en la Ciudad de Buenos Aires donde se aislaron por decisión propia: “Somos de Mar del Tuyú pero decidimos quedarnos unos días en Capital por precaución”.“Tratamos de aislarnos y solo salimos una vez a comprar comida, tenemos barbijos porque compramos allá. Acá no hay”, enfatizó.Si bien no tuvieron contacto con personal del Ministerio de Salud, se comunicaron al número de contacto que figuraba en el cartel del aeropuerto y, según Leonardo, la respuesta que recibieron fue: “Si tenés un síntoma podes ir a cualquier hospital”. “Nos dijeron que como no teníamos síntomas no hacía falta que usáramos barbijos, nos sentímos subestimados, nos dijeron que no nos preocupáramos”.“En China nos controlaban todo el tiempo y acá no nos hicieron ningún control”, denunció el abogado. “No es tan difícil tener un control de los vuelos a China”, declaró y resaltó que ellos apoyan “las acciones que se hicieron en el mundo y en especial en China, donde hay un sacrificio grande de la gente para frenar el virus".Vivir el avance del coronavirus en primera personaLeonardo Crespo detalló cómo fue vivir en China mientras avanzaba la enfermedad y las restricciones para superar la epidemia. Oriundo de Mar del Tuyú, graduado de la Facultad de Derecho de Mar del Plata, Crespo se radicó en China hace más de cinco años. Se instaló en la ciudad de Foshán, al sur del país asiático, para estudiar chino y hacer una maestría en comercio internacional. Con el tiempo comenzó a trabajar en una empresa de robótica. Hace dos años se mudó a China su hermana Laura, de 35 años, junto con el novio a la ciudad de Tianjín. Semanas atrás en el marco de los festejos por el Año Nuevo Chino “se empieza a comentar que había un nuevo virus, parecía ser una cosa local, como extranjeros no teníamos mucha información en ese momento”, contó el hombre de 30 años quien explicó que con el correr de los días supieron que la situación “era complicada y había que tener cuidado”. El avance del coronavirus empeoraba día a día. “El 22 de enero empiezo a usar una máscara, es muy habitual que la gente use barbijos por la polución, en la farmacia te venden como máximo dos paquetes”, resaltó sobre la demanda ante la enfermedad. Al día siguiente, “el 23, el Gobierno nacional chino cerró las provincias de Hubei y Hunan; fue un antes y un después, se tomó conciencia a nivel nacional que había un virus extremadamente contagioso”. Festejos por el Año Nuevo Chino, antes de la epidemia En ese contexto, Leonardo viajó a Tianjín para encontrarse con su hermana y la pareja. “Cada día que pasaba se agravaba la situación y los controles se extremaron”. Plazas públicas vacías, centros comerciales cerrados, la desolación de un país donde al día de hoy hay 2.747 muertos por el virus. “No podías salir sin barbijo, te controlaban la temperatura y te daban un sistema de cartas para ver quién vivía en el edificio y quien podía entrar”. Los tres argentinos, como el resto de los habitantes, permanecían en sus departamentos y casas, solo salían para comprar comida. “En el supermercado tenías que es escanear un código QR que te detecta en qué región estuviste, de dónde venías y si podías representar algún tipo de riesgo”. “Durante un mes solo salíamos para comprar comida”, agregó de su experiencia en primera persona. Las bicicletas de uso público también tienen un código QR que al escanearlo “un audio te dice que te cuides y uses barbijo”.Las bicicletas con código QR para escanearMientras el gobierno chino decidió extender una semana más las vacaciones, hasta el 10 de febrero, las empresas también tomaron sus recaudos: al principio “comida individual” y luego “la gente trabajando desde su casa”. Ante casos de trabajadores infectados, “el Estado exigía cerrar la empresa”. El protocolo que vive la sociedad china incluye controles no solo en aeropuertos, y en el trabajo, incluye comercios y universidades, informó el abogado.Pese al dramatismo de la situación, para Leonardo “todas las medidas drásticas que se tomaron generaron mayor tranquilidad, las tasas se están achicando, y hay provincias sin nuevos contagios”. En efecto, el coronavirus dejó este jueves en China 327 nuevos casos confirmados y 44 muertes más lo que totalizan 2.788 muertos y 78.824 infectados a nivel mundial desde que empezó la epidemia, lo que significa una caída del 24,5% con respecto a los registros del día anterior, informaron las autoridades chinas.Seguí leyendo:Coronavirus vs. gripe: cuáles son las similitudes y diferenciasSan Pablo, en alerta máxima por el avance del coronavirus

Vaticano cierra catacumbas de Italia por el coronavirus

Por Philip PullellaCIUDAD DEL VATICANO, 27 feb (Reuters) - El Vaticano ha cerrado todas las catacumbas que normalmente están abiertas al público debido al brote de coronavirus que afecta a Italia.Monseñor Pasquale Iacobone sostuvo que se tomó la decisión para proteger a los guías que trabajan en los espacios subterráneos y a los visitantes.Iacobone, secretario de la Comisión Pontificia para la Arqueología Sagrada, dijo a Reuters que la suma de visitantes, espacios pequeños y estrechos y la humedad en las catacumbas son condiciones ideales para la propagación del virus.Italia es el país más afectado de Europa, con 17 muertes por el virus y 650 infecciones. El brote se centra en un pequeño grupo de ciudades en las norteñas regiones de Lombardía y Véneto.Las catacumbas son sitios de entierro subterráneos que datan del siglo II. Las más famosas y visitadas se encuentran en Roma y consisten en varios kilómetros de túneles.El Vaticano las administra junto con muchas otras catacumbas cristianas en toda Italia. Alrededor de una docena han sido exploradas y abiertas al público."Esperamos poder reabrirlas lo antes posible, pero realmente no teníamos otra opción", dijo Iacobone.(Reporte de Philip Pullella; Editado en español por Javier Leira)